Todas las fichas han sido redactadas por un servidor. No concedo permiso para reproducirlos en otros blogs. No duraré en tomar las acciones pertinentes en dichos casos.

- No acepto peticiones, ni preguntas de cuando una ficha u otra va a ser realizada. Los mensajes con faltas de respeto o correcciones incorrectas serán ignorados.

- En la barra derecha se puede encontrar un índice de "Marvel" y Personajes "DC Comics" (fichas previas a "The New 52")

lunes, 1 de abril de 2013

THENA

NOMBRE EN INGLES
Thena
NOMBRE VERDADERO
Thena (Por decreto real, antes Azura)
LUGAR DE NACIMIENTO
Olimpia, Grecia
AFILIACIONES
OTROS ALIAS
Thena Eliot, Corona, Atenea, Minerva
FAMILIA
Zuras (Padre), Cybele (Madre), Thomas Eliot (Marido, fallecido), Deborah Ritter (Hija), Donald Ritter (Hijo), Joey Eliot (Hijo adoptivo), Alars / Mentor (Tío), Sui-San (Tía, fallecida), Eros / Starfox (Primo), Thanos (Primo)
PRIMERA APARICIÓN
Eternals # 5 (Noviembre, 1976)
CREADOR
Jack Kirby
 
PODERES/HABILIDADES
Thena posee las habilidades convencionales de los Eternos de la Tierra. Su cuerpo esta mejorado debido a energía cósmica, y tiene un control mental absoluto sobre su estructura molecular. Es virtualmente inmune al daño y puede regenerar su cuerpo en caso de que sea necesario. Es inmune a la enfermedad, la vejez y las temperaturas extremas. Solo una dispersión molecular absoluta es capaz de matar a un Eterno, aunque incluso en ese caso puede ser resucitado a través de la Cámara de Reactivación de Olimpia.
Thena puede manipular gravitones para levitar, o hacer levitar a otros, a velocidades de hasta 1350 kilómetros por hora. También posee telepatía capaz de crear ilusiones de bajo nivel, y es capaz de reorganizar las moléculas de otras sustancias. Puede canalizar su energía cósmica para incrementar su fuerza y resistencia, siendo capaz de levantar hasta veinticinco toneladas de peso, y es capaz de descargar energía a través de sus manos y ojos en forma de calor, luz y o fuerza de conmoción. A intensidad máxima es capaz de vaporizar materia sólida. Es capaz de teletransportarse, pero esto le produce una gran incomodidad. Como Eterno Primario, puede manifestar la Llama Azul, una energía única capaz de reformar el aspecto físico de los Eternos, Humanos o Desviantes en la Uni-Mente, una entidad psíquica con el poder combinado de todos los que participan en su creación.
 
HISTORIA
Thena es miembro de los Eternos, especie derivada de la humanidad creada a partir de experimentos realizados por los Celestiales. Hija de Cybele y Zuras, su nombre original era Azura. En los días en los que los griegos antiguos veneraban a los Dioses del Olimpo, Zuras y Zura tuvieron una reunión con Zeus y su hija Atenea para llegar a un entendimiento entre sus pueblos, y se aceptó que en ocasiones los Eternos actuaran como representantes de los Dioses en la Tierra. Para sellar este acuerdo, el nombre de Azura fue cambiado por el de Thena, para que actuara como representante de Atenea. Sin embargo, durante los siguientes siglos, los seres humanos llegaron a pensar que los Eternos eran verdaderos dioses, lo que provocó cierto resentimiento entre los dioses del Olimpo y los Eternos. Los griegos denominaron a su ciudad Atenas, creyendo que Thena era Atenea.
En la era antigua, Thena se encontró con Kro, señor de la guerra de los Desviantes, otra especie derivada de la humanidad y creada por los Celestiales. Kro y Thena se sintieron atraídos el uno por el otro, pero sus respectivas especies se encontraban en conflicto frecuente. Thena visitó la ciudad Desviante de Lemuria en una ocasión, pero dicha visita acabó de mala forma. Eventualmente, Thena pensó que Kro había muerto, pero este resultó tener una vida extensa para un Desviante, y ocultó el secreto de su longevidad del resto de su gente. Durante la Segunda Guerra Mundial, Kro sirvió a los intereses de los Desviantes financiando varios ejércitos e iniciativas criminales. Thena le aconsejó a Zuras que enviara al Eterno Makkari para lidiar con Kro, y Makkari lo hizo así bajo el alias de Huracán. En un momento concreto, los Eternos se encontraron con los Inhumanos, a los que ayudaron a reestablecer su ciudad de Attilan desde el Océano Atlántico hasta las Montañas del Himalaya.
Durante un encuentro entre Thena y Kro, ambos mantuvieron relaciones sexuales, y Thena quedó embarazada de gemelos. Para ocultar su aventura de su gente, Thena secuestró a una mujer humana estéril implantando a los gemelos en su útero para que fueran criados como humanos. Cuando los Celestiales enviaron a su Cuarto Anfitrión a la Tierra para jugar la valía de los seres humanos, los Eternos y los Desviantes, Kro lideró una fuerza Desviante para atacar a la humanidad en un intento de provocarles para que atacaran a los Celestiales. Thena se enfrentó a Kro logrando poner fin a las hostilidades. Kro le ofreció a Thena una nueva invitación para visitar Lemuria, y esta aceptó. En Lemuria, Kro le presentó a Ransak el Rechazado, un Desviante de apariencia humana, que le daba a Kro la esperanza de que la maldición de inestabilidad genética de su gente fuera superada.
Aunque Ransak era salvaje y desconfiado, Thena se ganó su confianza. También conoció al Desviante Karkas, quien mostró tener el alma de un poeta que contradecía su monstruoso rostro. Thena llevó a Ransak y Karkas a Olimpia para que vivieran entre los Eternos, y ayudó a instruir a Ransak a convertirse en un mejor humano.
Thena volvió a encontrarse con Kro cuando junto a Karkas y Ransak se unió a los Eternos Ikaris y Sersi para explorar un puesto de avanzada Desviante bajo la Ciudad de Nueva York, y Thor les ayudó contra los Desviantes. Thor regresó a Olimpia junto a los Eternos y lucho a su lado cuando su propio Odín se puso del lado de los dioses en el asalto de Olimpia, pensando que los Eternos eran peones de los Celestiales. Thena se enfrentó brevemente a Atenea, pero la batalla finalmente se suspendió. Los Eternos procedieron a fundirse para crear la Uni-Mente para ayudar a Odín y los Asgardianos a enfrentarse a los Celestiales, pero cuando estos destruyeron la Uni-Mente, el contragolpe psíquico mató a Zuras. Su cuerpo fue llevado de regreso a Olimpia, y eventualmente su poder fue transferido a Thena. Su último mensaje para Thena fue que el destino de los Eternos se encontraba fuera del planeta Tierra, por lo que la mayoría de los Eternos partieron para explorar el cosmos con la forma de la Uni-Mente.
Thena reclamó el poder absoluto y el titulo de Eterno Primario en el lugar de su padre, pero cayó bajo el dominio de una mina cerebral capaz de alterar la mente, que Kro había implantado en ella. Kro se convirtió en gobernante de los Desviantes, pero pronto descubrió que el verdadero poder en Lemuria recaía sobre con el sacerdocio liderado por Ghaur.
Mientras Ikaris lideraba a algunos de los Eternos contra los Desviantes, violando las órdenes de Thena, esta ayudó a Kro a escapar de Ikaris, reveló su engaño a los Eternos, y ayudó a Kro a escapar del sacerdocio. Thena y Kro se vieron perseguidos por sus respectivos pueblos, e Ikaris superó a Thena en combate por el título de Eterno Primario. Cuando Ghaur intentó revivir al Celestial Durmiente, Kro extrajo la mina cerebral para que Thena tuviera acceso a todos sus poderes y pudiera ayudar a los Eternos a impedir el despertar del Celestial. Eventualmente, Kro cedió el trono de Lemuria y un nuevo régimen emergió. Los nuevos gobernantes fueron engañados por un pergamino antiguo para que creyeran que la descendencia, de un Eterno y un Desviante, les destruiría, obligando a Thena a enfrentarse a los gemelos que había cedido antes de su nacimiento. Ya convertidos en adolescentes y criados como Donald y Deborah Ritter, descubrieron su herencia a manos de la propia Thena, y también conocieron a Kro. Los pergaminos identificando a los niños como amenazas probaron ser falsificaciones creadas por el Doctor Daniel Damian, quien había sido aliado de los Eternos en una ocasión, y culpaba a Ikaris por la muerte de su hija.
Tanto Thena como Kro mantuvieron a los chicos bajo vigilancia a partir de entonces, y estos se vieron en peligro de nuevo cuando los subordinados de Maelstrom intentaron utilizar sus vidas para revivir a Maelstrom, pero los Cuatro Fantásticos ayudaron a los Eternos a rescatar a los gemelos.
Ghaur también puso en peligro a los gemelos al intentar usarlos junto a Eternos capturados en una “Anti-Mente” que retara a los Celestiales, pero Kro y los Héroes de Alquiler ayudaron a salvarles.
Tras esto, Thena adquirió custodia permanente de los gemelos, y buscó un santuario donde pudieran estar a salvo, y decidió permanecer junto a los Héroes de Alquiler. Se convirtió en miembro regular de dicho equipo, enfrentándose a amenazas como el Amo del Mundo o Éxodo, pero el grupo terminó por disolverse. Un repentino cambio en la atmosfera de la Tierra resultó en la resurrección de varios Eternos cuyas moléculas corporales fueron reconstituidas en Olimpia, y entre ellos se encontraban los de Zuras. Los cambios atmosféricos provocaron una histeria en los Desviantes, lo que obligó a los Eternos a enfrentarse a ellos en combate cuando se mostraron públicamente. Para ocultar sus naturalezas verdaderas, los Eternos se hicieron pasar brevemente por los héroes llamados la Nueva Estirpe, y Thena utilizó el alias de Corona.
Cuando el Eterno Duende intentó convertirse en mortal para disfrutar de una vida normal, manipuló al Celestial Durmiente para que remodelara a todos los Eternos de la Tierra como seres humanos con recuerdos manufacturados, vidas ordinarias y ningún recuerdo de quienes eran. Thena se convirtió en la Doctora Thena Eliot, esposa de Thomas Eliot, y en inventora contratada por Anthony Stark. Mientras ella y Thomas asistían a una fiesta en la Embajada de Vorozheikan, Thomas fue asesinado por una banda de terroristas que secuestró a Thena. Eventualmente fue rescatada por el Hombre de Hierro, y comenzó a recordar su identidad. Finalmente recuperó acceso a sus poderes y la mayoría de sus recuerdos, y se unió a otro Eternos recuperados para enfrentarse al Celestial Durmiente, el cual estaba en peligro de ser revivido.
Comunicándose a través de Makkari, los Eternos descubrieron que el Celestial Durmiente se quedaría en San Francisco para comenzar un nuevo juicio sobre la Tierra, y que su despertar eventualmente resultaría en una invasión de la extraterrestre Horda. Los Eternos se retiraron a Olimpia para reasumir su vigilancia de la Tierra. Thena llevó a Joey con ella a Olimpia, enfrentándose a los deseos de su padre. Joey fue asesinado cuando Gilgamesh fue engañado por Ajak para que atacara Olimpia, lo que provocó que Thena matara a Gilgamesh, pero el Celestial Durmiente revivió a Joey, síntoma de que se empezaba a preocupar por seres menores. Finalmente, el Celestial ayudó a los Eternos a repeler a la Horda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario