Todas las fichas han sido redactadas por un servidor. No concedo permiso para reproducirlos en otros blogs. No duraré en tomar las acciones pertinentes en dichos casos.

- No acepto peticiones, ni preguntas de cuando una ficha u otra va a ser realizada. Los mensajes con faltas de respeto o correcciones incorrectas serán ignorados.

- En la barra derecha se puede encontrar un índice de "Marvel" y Personajes "DC Comics" (fichas previas a "The New 52")

sábado, 3 de noviembre de 2012

DOCTOR VUDU

NOMBRE EN INGLES
Doctor Voodoo
NOMBRE VERDADERO
Jericho Drumm
LUGAR DE NACIMIENTO
Port-au-Prince, Haití
AFILIACIONES
Héroes de Alquiler, Comandos Aulladores, Vengadores
OTROS ALIAS
Hermano Vudú, Señor Vudú, Aquel que ha muerto dos veces, Señor de Loa, Houngan Supremo
FAMILIA
Daniel Drumm (Hermano, fallecido), Collette (Sobrina)
PRIMERA APARICIÓN
Strange Tales # 169 (Septiembre, 1973)
CREADORES
Len Wein & Gene Colan
  
PODERES/HABILIDADES
Jericho posee numerosos poderes místicos, y casi físicos, derivados de los Loa, Espíritus Dioses del Vudú. Puede entrar en trance con facilidad, en el cual no siente el calor del fuego, y su piel se vuelve invulnerable a las quemaduras. También es capaz de controlar el fuego, y formas de vida inferiores. Puede crear un humo de origen místico acompañado con sonido de tambores, capaz de ocultarle. Convocando a los Loa, puede solicitar transporte instantáneo para él mismo, y otros acompañantes.
Tiene la habilidad de convocar el espíritu de su hermano, Daniel Drumm, desde el interior de su cuerpo, doblando su fuerza física. Dicho espíritu puede ser enviado para poseer el cuerpo de otra persona. Gracias al entrenamiento de Papa Jambo, ha desarrollado un extenso conocimiento del vudú, y utiliza un medallón místico para canalizar sus poderes y contactar con sus Loa personales.
Jericho fue escogido como nuevo Hechicero Supremo, obteniendo el poder del Ojo de Agamotto, la Capa de Levitación y los Libros de Sabiduría que anteriormente habían pertenecido al Doctor Extraño.
 
HISTORIA
El legado del Hermano Vudú data del siglo diecisiete, cuando un antiguo esclavo llamado Laurent obtuvo el poder de los Loa. Recibiendo el poder del dios Legba del vudú, con ayuda de la diosa de la tierra Gaea, Laurent utilizó un hechizo para atar al espíritu de su hermano fallecido, Alexandre, a su propia alma, lo que le transformó en el Señor de los Loa para enfrentarse a los zombies. Aliado con el saqueador francés Capitán Tigre, la leyenda de Laurent creció a lo largo de los siglos, inspirando a sucesores, muchos de los cuales fueron conocidos como Hermano Vudú. Uno de ellos, a principio del siglo dieciocho, se enfrentó al hechicero Cagliostro.
En la era moderna, Jericho Drumm creció en un ambiente inmerso en lo oculto. Mientras su hermano Daniel abrazaba el vudú local, Jericho rechazaba todo ese sin sentido sobrenatural. Eventualmente, viajó a los Estados Unidos, convirtiéndose en un prospero psicólogo. Doce años después de haber abandonado Haití, fue llamado de regreso a casa para ver a su hermano, el cual se estaba muriendo tras haberse enfrentado a un falso dios, que se había hecho pasar por Damballah, espíritu serpiente del vudú. En realidad, ese Damballah era Josué Koulêv, poseído por un demonio peón del Dios Set, el cual también era conocido como Damballah. Daniel le pidió a su hermano que estudiara bajo Papá Jambo, como él había hecho, para convertirse en el nuevo Hermano Vudú, pero Jericho cedió a su ira y se enfrentó al falso dios, que estuvo a punto de matarle. Papá Jambo entrenó a Jericho en las artes antiguas de su gente, que culminaron en un ritual que convocó al espíritu de su hermano Daniel, ligándolo por siembre a Jericho. Seguro de haber encontrado a un digno sucesor en Jericho, Papá Jumbo se permitió morir.
Tras esto, Jericho se enfrentó al falso Damballah y su Consejo Supremo, una unión de líderes de cultos oscuros del planeta. Jericho le derrotó, arrancándole el amuleto que le daba sus poderes, lo que provocó que el villano fuera asesinado por sus propias serpientes. Su antiguo sirviente, Bambu, juró lealtad a Jericho, reconociéndole como el autentico Señor de los Loa.
Jericho y Bambu se establecieron en una mansión en Luisiana. Jericho pronto tuvo que regresar a Haití para enfrentarse al Barón Samedi, que había trabajado con la organización terrorista IMA para crear seudo-zombies, denominados Zuvembies.  La mayoría de estos eran hombres y mujeres inocentes, secuestrados durante la noche, mientras prestaban sus respetos a sus seres fallecidos en cementerios locales. Al contrario de los zombies normales, los Zuvembies no estaban realmente muertos. Un mecanismo diseñado por Samedi e IMA drenaba sus mentes, pero no sus almas. Samedi esperaba usar el mecanismo con Jericho, para convertirle en la vanguardia de sus fuerzas. Sin embargo, Jericho  convocó a un lagarto que destruyó el cable principal del mecanismo. Jericho logró derrotar a Samedi, y restauró a los Zuvembies a su estado natural.
Poco después, Jericho salvó la vida de Loralee Tate, hija del jefe de detectives de Nueva Orleans, Samuel Tate. Loralee era objetivo de los adoradores del Gallo Negro, pero los intentos de Jericho por protegerla provocaron la ira de su padre, que solicitó el arresto del héroe durante un tiempo. Con la ayuda de Mamá Limbo, que en secreto deseaba tenderle una emboscada, Jericho siguió el rastro de la niña desaparecida, rescatándola de manos de Garra Negra, y la verdadera líder del grupo, Mamá Limbo.
Más adelante, un Houngan llamado Dramabu revivió a Papá Jambo, utilizándole como sirviente zombie en un intento de acabar con Jericho, que fracasó.
Las actividades de Jericho comenzaron a llamar la atención de otros héroes, y este comenzó a asistirles en diferentes misiones al entrar en sus vidas. Siguiendo el rastro de un espíritu malvado llamado Moondog, Jericho visitó Nueva York y ayudó a Spiderman a impedir el asesinato de la joven actriz Gail Paris. Tras esto, Jericho viajó a Brasil para ayudar al cazador de vampiros Fran Drake a superar una trampa de Drácula. Drake, que llevaba tiempo acosado por sus propias dudas, se inspiró por Jericho, y decidió dedicar su vida a acabar con Drácula. Meses más tarde, Jericho ayudó al Hombre Lobo, Jack Russell, y su aliada Topaz contra los planes del Doctor Glitternight. Jericho fue capaz de calmar la existencia tortuosa de Russell, compartiendo temporalmente el espíritu de su hermano Daniel con el Hombre Lobo. Mientras Daniel habitaba en el cuerpo de Russell, este era capaz de controlar las transformaciones y acciones del Hombre Lobo. Tras una batalla contra una horda de zombies, el Hombre Lobo entró en el denominado Huevo Negro, el cual albergaba el poder de Glitternight.
Dentro del Huevo, Daniel vivió una vez más, ayudando al Hombre Lobo a derrotar a su enemigo mutuo. Al final, Daniel regresó a su estado como espíritu, volviendo al alma de su hermano.
Con ayuda de la Cosa, Jericho descubrió un plan para capturar a importantes miembros de la comunidad negra. Al entrar en una pequeña nación africana al borde de Uganda, Jericho encontró a un sacerdote vudú llamado W’Sulli, que había esclavizado a un vampiro transformándolo en una especie de zombie. W’Sulli estaba trabajando con el Doctor Kinji Obatu, que buscaba venganza contra aquellos que le habían tratado mal. Jericho y la Cosa derrotaron a W’Sulli y Obatu, rescatando a celebridades como la Pantera Negra. Más adelante, Jericho intentó incrementar su poder, para acabar siendo poseído por el peón de Set, Damballah, pero el Doctor Extraño le liberó aprisionando al villano. Cuando el Gran Maestro retó a la Muerte en un torneo de Campeones, Jericho se encontró como parte del proceso de selección entre varios héroes. Se unió al Caballero Luna contra el Grand Bois, un terrorista que había estado reclutando zombies en Haití. Más adelante, Jericho fue acorralado en Haití por agentes del Doctor Viernes, que utilizó una poción para sumirle en un estado similar al de un zombie, con la intención de utilizarle como peón. Jericho escapó y superó los efectos de la poción con la ayuda del Caballero Luna, derrotando al Doctor Viernes.
El Hechicero Supremo, Doctor Extraño, aseguró la ayuda de Jericho cuando Marie Laveau intentó revivir a los vampiros del planeta. Durante ese tiempo, Bambu sacrificó su vida para salvar a Morgana Blessing, y su espíritu jugó un papel involuntario en la resurrección del vampiro Varnae. Tras esto, Loralee rechazó a un desesperado y solitario Jericho, que hizo que el espíritu de Daniel la poseyera para obligarla a amarle. Sin embargo, superado por sus remordimientos, Jericho separó a espíritu de Daniel de Loralee, y esta le abandonó. En busca de un nuevo enfoque, Jericho escribió un libro sobre el vudú, y se embarcó en un viaje para promocionarlo.
Durante un tiempo, Jericho abandonó su identidad de Hermano Vudú, aunque pronto volvería a sus actividades como héroe. Jericho investigó al zombie Nathaniel Mare, al cual Ellery Snow estaba utilizando para vengar el propio asesinato de Mare, décadas atrás. Jericho también colaboró con la hija de Drácula, Lilith, ayudándola a controlar su hambre desenfrenada  mientras cazaba vampiros y otros seres no muertos.
El dúo luchó junto al Motorista Fantasma contra el Espantapájaros. De regreso en Nueva Orleans, Jericho se unió al cazador de vampiros Blade para derrotar una alianza entre Marie Laveau y Deacon Frost.
La antigua amiga de Jericho, Bambi Arborgast, pidió su ayuda  para revivir a Puño de Hierro, que había gastado su fuerza vital para salvar la vida de su amigo Luke Cage. Durante ese corto tiempo, sirvió como miembro de los Héroes de Alquiler. Al sentir una ruptura que se desarrollaba entre el mundo de los vivos y el de los muertos, provocado por la resurrección de Erik Killmonger, Jericho envió al Caballero Luna al reino de los muertos para convocar al espíritu de la Pantera Negra, cuando este había sido asesinado por Killmonger. Esto llevó a la Pantera a enfrentarse a Pesadilla, pero al final, Pantera Negra recobró su vida, y Jericho regresó a casa. Para aquel entonces, Jericho se había convertido en defensor de Nueva Orleans. Observó cuidadosamente los planes que involucraban al místico Inficio Aquilus, la supuesta primera baraja del tarot, y más adelante ayudó a Gambito, de la Patrulla-X, contra un ejército de zombies reclutado por Antoinelle Arcenaux. Jericho ayudó a Gambito a superar su recelo a luchar contra la versión zombie de su amigo, Dan Down, y más adelante le ayudó a dejar que los zombies volvieran a descansar en paz.
Tras rechazar unirse a los Vengadores de los Grandes Lagos, Jericho ayudó a la Pantera Negra y un grupo de héroes contra unos vampiros en Nueva Orleans. Después de esto, fue brevemente reclutado por los Comandos Aulladores de SHIELD, donde colaboró a la derrota de Merlín. Aunque se mostró en contra de la nueva Ley de Registro de Superhumanos, Jericho optó por registrarse, tras lo cual asistió a la boda entre la Pantera Negra y Tormenta, donde junto al Doctor Extraño se percató de la presencia de un hombre poseído. Tras permanecer en Wakanda para descubrir la identidad del posesor, Jericho ayudó brevemente, y a regañadientes, al Hombre de Hierro a localizar a los Vengadores rebeldes que no se habían registrado. Jericho se enfrentó a Masacre y el agente Bob, de Hidra, que deseaban devolver el alma de su enemigo T-Ray a su cuerpo. Jericho proyectó a Masacre dentro del alma de T-Ray, donde los dos enemigos lucharon hasta que Masacre resultó triunfante, permitiendo que el alma regresara a su cuerpo.
Agamotto apareció ante Jericho a través de su Ojo. El Ojo abandonó al Doctor Extraño tras mostrarle, junto a los Vengadores, cerca de treinta candidatos para remplazar a Extraño como Hechicero Supremo, llegando a manos de Jericho. De esta forma, Jericho se convirtió en el nuevo Hechicero Supremo de Tierra-616. Como Doctor Vudú, Jericho apareció en Nueva Orleans para intervenir en la batalla entre Dormammu y el Encapuchado contra el Doctor Extraño y los Vengadores. Cuando Agamotto fue expulsado de los Vishanti, perdiendo sus poderes, atacó a los Vengadores para recuperar el Ojo de Agamotto de Jericho, ya que era el único artefacto que podía derrotarle. Jericho utilizó el Ojo para derrotar a Agamotto, pero el Ojo fue destruido y su vida fue perdida en el proceso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario